Un estudio realizado por Microsoft Argentina y la Universidad de San Andrés mostró cómo la pandemia ha transformado la relación con el trabajo. Los resultados van acorde a los hallazgos del Índice de Tendencias Laborales realizado previemente por Microsoft.

A pesar de los últimos malos años, el optimismo no ceja en Argentina. Según un estudio realizado por Microsoft Argentina con la Universidad de San Andrés, el 58% de los argentinos encuestados piensan que mejorará su calidad de vida laboral.

El estudio llamado “Futuro del trabajo: las prácticas que la pandemia cambió para siempre” analizó los cambios producidos en el actual contexto de trabajo remoto.

El estudio rompió algunos mitos, como la idea de que se trabaja menos cuando se trabaja desde casa. Asimismo, identificó algunos problemas que surgen por el trabajo remoto. Seis de cada diez encuestados aseguraron sentir una mayor desconexión con sus compañeros, mientras que la mitad de los encuestados aseguraron estar más desconectados con la organización.

Aunque la mitad de los trabajadores encuestados para el estudio aseguraron que la calidad de vida laboral es menor con el trabajo remoto, 7 de cada diez encuestados se siente más cómodo trabajando virtualmente.

Mayor productividad desde casa

El estudio rompió el mito de que la gente trabaja menos desde su casa. Para algunos, lo difícil es dejar de trabajar. Tres de cada cuatro encuestados aseguró que trabajaba más desde casa, mientras que más de la mitad se siente más productivo. 

Los retos del trabajo desde casa están relacionados con las tareas en equipo. Mientras que la desconexión con los compañeros y con la empresa es un problema expresado por los encuestados, cerca de la mitad también consideraron que la coordinación de tareas y la resolución de conflictos es más complicado en un ambiente virtual.

Incorporación de herramientas de comunicación

Muchas de las herramientas que han sido claves para trabajar a distancia ya existían desde antes de las medidas de distanciamiento social. Sin embargo, la mayoría de las personas no las utilizaban. 

Las herramientas de videoconferencias han tenido un obvio aumento desde la pandemia. El Nueve de cada diez encuestados asegura utilizarlas más que antes. En segundo lugar quedan las herramientas de chat: ocho de cada diez encuestados asegura utilizarlas más ahora.

Las plataformas colaborativas, las redes sociales corporativas y el correo electrónico tuvieron un aumento moderado en su uso, según expresaron los encuestados.

Perspectivas para el futuro laboral

La experiencia del trabajo remoto en los últimos meses trae una pregunta obligada: ¿en verdad es necesario ir a la oficina?

Los directores de recursos humanos encuestados expresaron estar en planes de ofrecer dos y tres días de trabajo remoto por semana. Además, también planean incorporar un esquema flexible acorde a las necesidades de cada equipo de trabajo.

Entre los trabajadores encuestados, la mayoría considera que la calidad de vida mejorará con el trabajo remoto y que serán más productivos. La mitad de los encuestados definitivamente prefiere un trabajo remoto.

¿Qué retos implica el trabajo remoto?

Los resultados de la encuesta muestra tendencias similares que los expresados por otro estudio previo de Microsoft sobre tendencias laborales.

Los principales desafíos del trabajo remoto están en evitar el burn out y mejorar las soft skills en ambientes virtuales, como son la empatía, el vínculo social y la distancia emocional.

Sin embargo, la mayoría de las personas ve con optimismo estos cambios y consideran que mejorará su calidad de vida. Los cambios a futuro irán encaminados en encontrar un balance entre lo virtual y lo presencial.

Deja un comentario